skip to Main Content
¿Por Qué Optar Por Renting Y No Leasing?

Uno de los interrogantes más comunes que nos plantean los gerentes de flotas corporativas es cuáles son las ventajas del renting respecto del leasing.

En el mundo corporativo, algunas empresas acceden al leasing financiero para acceder a los vehículos necesarios para su flota. Este tipo de leasing implica que la empresa pague por un plazo determinado una cuota por la financiación por el vehículo, y por otro lado el seguro y la patente. Por lo tanto, este tipo de herramienta resulta solamente una solución financiera, siendo la carga operativa y administrativa de la flota responsabilidad de la compañía tomadora del leasing.

El renting, en cambio, se trata de un modelo más eficiente de gestión que soluciona la movilidad de la empresa optimizando costos, procesos y recursos. Se trata de un producto que ofrece una alternativa de outsourcing para todas las gestiones asociadas a la flota vehicular, evitando inmovilización de capital y el riesgo del valor residual de los vehículos.

Beneficios del renting sobre el leasing

Mejor servicio

Al contratar nuestro servicio de renting los clientes obtienen además de la utilización de la unidad, el mantenimiento preventivo, soporte las 24 hs. los 365 días del año, administración de accidentes, gestión del seguro y la patente.

Beneficios administrativos

El renting nuclea en un solo proveedor todas las soluciones de flota. Así, los servicios mencionados anteriormente son facturados únicamente por RDA, mejorando el tiempo de control y la previsión de los gastos.

En el leasing, en cambio, es común encontrar que se realizan más de 5 cargos por mes por cada vehículo y el cliente muchas veces desconoce qué está pagando. Así, se generan atrasos en su registro, mayores gastos e ineficiencias.

Beneficios financieros

Si bien en este aspecto ambos modelos parten del mismo principio, RDA pone foco en lograr una estructura de financiamiento que sea afín al cliente y a su política de flota.

A su vez, al final del contrato ofrecemos la posibilidad de transferir la unidad directamente a nombre de un empleado de nuestro cliente, evitando el costo de la doble transferencia del vehículo que existiría en el caso de optar por el leasing o devolverla si la empresa decide no quedarse con ella.

Beneficios impositivos

El renting permite deducir el pago mensual correspondiente al canon del vehículo en su totalidad. También el IVA que se calcula de este canon se toma como crédito fiscal. El leasing solo permite deducir parte del pago mensual y el IVA sobre el capital + interés de la cuota mensual.

Más información sobre Renting

Si estás interesado en conocer más, completá el formulario a continuación y nos pondremos en contacto para ampliar la información.








    Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos de servicio.